Bosques nativos: Ambiente busca una “nueva coloración del mapa”

Así lo admitió el secretario de Ambiente de la Provincia, Luis Britch, que defendió las actuaciones de la Policía Ambiental asegurando que "están dando resultados" y que Córdoba "es una de las que mejor administra sus bosques en el país".

Redacción Agrovoz

El secretario de Ambiente y Cambio Climático de Córdoba, Javier Britch, admitió que la Provincia planea introducir cambios en la Ley de Ordenamiento Territorial de Bosques Nativos, que implican un repintado de las zonas rojas, amarillas y verdes en las que se puede o no realizar desmontes para producción agrícola y/o ganadera.

“Con los diez parámetros que indica la legislación nacional, intentamos realizar una nueva coloración del mapa de bosques y compararla con el que hoy está vigente, contenido en la ley provincial 9.814”, señaló el funcionario en declaraciones al diario Puntal, durante una visita a la ciudad de Río Cuarto. 

“Necesitamos tener en claro dónde se puede desarrollar la actividad agropecuaria y cómo se puede realizar”, agregó Britch. A principios de julio, este funcionario le adelantó a Agrovoz qué puede cambiar en el mapa ambiental.

Avances

El secretario de Ambiente recordó que recientemente ese ministerio, junto al de Agricultura de Córdoba; y los de Ambiente y Agroindustria de la Nación, firmaron una carta de intención para que Córdoba tenga su propio plan de manejo de bosques con ganadería integrada.

“Nosotros hemos firmado recientemente con el Ministerio de Ambiente y el de Agroindustria de la Nación un acuerdo para el manejo de bosques con ganadería integrada (MBGI), para ver de qué manera podría llevarse adelante actividad ganadera bajo bosque. Ya se demostró que se puede hacer en otras provincias del país, y nosotros vamos a implementarlo en algunos sitios piloto para analizar cuáles son las variables cuantitativas y los indicadores de sustentabilidad. Si funciona, nos permitiría tener un desarrollo sostenible en el arco noroeste de la provincia”, explicó Britch.

Producción sustentable

Britch también coincidió con la postura de las entidades rurales sobre que producir interviniendo los bosques no significa afectar el ambiente. 

“La defensa del bosque no es antagónica con la producción. El MBGI permite intervenir en ambientes fuertemente degradados y de difícil recuperación para recobrarlos. Nosotros somos los primeros interesados en la preservación del bosque nativo. Hay ciertas áreas que, de acuerdo a estudios, pueden llegar a recuperarse más rápidamente con la participación humana. En estos casos, podrían ser útiles las intervenciones con producción que permita incorporar alguna pastura y la protección de algunos especímenes arbóreos”, afirmó el funcionario.

Para Britch, “Córdoba es una de las provincias que mejor está administrando su bosque nativo en el país. Tenemos 1,9 millón de hectáreas pintadas de rojo, y cuatro de amarillo. De estas últimas, sólo unas pocas fueron intervenidas sin permisos, lo mismo que seis hectáreas marcadas como zonas rojas. Desde el año 2010 al 2015, hemos tenido buenos resultados. Eso no quiere decir que estemos en una situación óptima, sino que podemos seguir mejorando”. 

De todos modos, defendió una de las cuestiones que genera más polémica: la forma de actuar de la Policía Ambiental. “Las acciones de la Secretaría de Ambiente y la Policía Ambiental está dando resultados”, evaluó.