Agrovoz

Gratis
Instalar app

Heridos en el puerto

Agricultores Federados comunicó que debió suscribir la cláusula Intacta.

Redacción Agrovoz

–Sigue movido el avispero por el lado de Monsanto, compañero don Productivo; pero conviene separar la paja del trigo para quien no está demasiado en el tema. La oferta por parte de Bayer para adquirir a la estadounidense (por la friolera de 62 mil millones de dólares y que fue rechazada desde el comando de Saint Louis) es un gran botón de muestra de que se están acelerando los cambios en la agricultura mundial.

–Creo entender para qué lado apunta su reflexión, camarada don Tecno. Quienes estamos en el entorno de la actividad, tomamos nota de estas alianzas globales y por la misma cuerda nos involucramos en lo que hoy está sobre el tapete en el país: el pago del canon por la tecnología Intacta en soja, mientras la cosecha llega a las fábricas y a los puertos.

–Así es, mi amigo. Y el litigio por ese canon está dejando los primeros heridos en el sector exportador. El grupo cooperativo Agricultores Federados Argentinos (AFA) informó al Centro de Exportadores y al Ministerio de Agroindustria que no ha tenido otra salida que suscribir la “cláusula Monsanto” y asumir “pérdidas irreparables” en procura de destrabar exportaciones. Según había advertido AFA previamente, el conflicto con Monsanto estaba dilatando exportaciones por cuatro mil millones de pesos.

–Lo que tenía entendido es que en esa comunicación por carta documento a Ciara-CEC, AFA instó a los exportadores “a arbitrar las medidas que aseguren el cese de la situación y la normalización del comercio de granos”.

–Así es. Usted está en lo cierto. Y también le puedo comentar que las Bolsas de Cereales volvieron a instar a una resolución consensuada y también avanzar de acá en adelante en la definición de una nueva ley de semillas. Se hizo el cálculo que el costo del canon Intacta en esta campaña no es tan significativo (entre 20 millones y 30 millones de dólares) y que sería peor el daño de no contar con reglas de juego claras, a ser cumplidas por todos los actores. En este ámbito se insiste en que todo el mundo tiene que hacer concesiones para llegar a un acuerdo final y razonable, dado que no contar con las nuevas tecnologías puede significar una pausa en el crecimiento y en producir más y mejor.